Las transiciones siguen dando temas de que hablar y la primera sección electoral parece ser el epicentro de esos conflictos. Ahora es el intendente electo de Hurlingham, Juan Zabaleta, el que dio cuenta de una complicada situación en el distrito.

Zabaleta del Frente para la Victoria, reveló que el actual jefe comunal massista no lo recibe. El nuevo intendente de Hurlingham confirmó que en reiteradas oportunidades pidió reunirse con Acuña, pero éste “nunca contestó”.

Denunció además que el municipio resolvió el pase a planta permanente de gran cantidad de empleados públicos y cese de pagos.

Según afirman desde el entorno del intendente electo, Luis Acuña “dejó de pagar los sueldos en el hospital San Bernardino y ordenó el pase a planta permanente de unos 400 contratados nuevos”.

Asimismo, Zabaleta denunció que por orden de Acuña “se están llevando mobiliarios, computadoras, y no sabemos cómo están las cuentas”.