Tras su pase al Frente Renovador, el precandidato a Gobernador Francisco De Narváez visitó al Intendente de Escobar, Sandro Guzmán, en el marco de su gira por municipios massistas.

El diputado no detiene su marcha bonaerense y trata de sumar todos los apoyos posibles, sin importar perfiles, ideología o trato personal. El plan del creador del fallido Mapa del delito es primerear a los demás precandidatos del Frente Renovador, en especial a Darío Giustozzi, el más cercano a Sergio Massa.

Para eso, el ex dueño de Casa Tía hace gala de sus enormes recursos y su perfil de dirigente promotor de la mano dura contra el crimen.

En esta oportunidad, recorrieron el centro de monitoreo descentralizado donde observaron el trabajo con este tipo de cámaras de seguridad con las que, según explicaron, se logró una baja en robos de automotor y delitos en vía pública.

Guzmán adelantó que recibirá a todos los precandidatos, tanto del Frente Renovador como de otros partidos, y resaltó: "Es bueno que aquellos con aspiraciones a Gobernador conozcan la Provincia, los problemas que la misma presenta y las soluciones que los intendentes dan".

Asimismo, el Jefe Comunal remarcó que en los últimos años la provincia de Buenos Aires "ha sido gobernada por funcionarios que viven en Capital Federal y no conocen absolutamente nada de la problemática que los aqueja".