El Concejo Deliberante de San Isidro convalidó, por unanimidad, el convenio colectivo de trabajo firmado el 6 de octubre pasado entre el intendente de San Isidro, Gustavo Posse, y el Sindicato de Trabajadores Municipales de San Isidro.

En la sesión legislativa, que contó con la presencia de numerosos trabadores municipales, los concejales que se expresaron resaltaron esta conquista y se recordó al ex jefe comunal sanisidrense Melchor Posse quien fue el primer intendente en la Provincia que planteó que la ley tenía que derogarse porque avanzaba en contra de la

autonomía de los municipios.

Desde la entrada en vigencia de la nueva ley, San Isidro fue el primero de los municipios en crear una Comisión Negociadora Municipal para acordar con los representantes del Sindicato de Trabajadores Municipales.

Después de realizar varias reuniones y dialogar, se logró la Normativa General para Trabajadores Municipales y su Convención Colectiva de Trabajo que se firmó el pasado 6 de octubre.

Algunos de los beneficios que desde ahora tendrán los empleados municipales son: período de prueba de seis meses; extensión de licencias por estudio, paternidad y adopción; ascenso por concurso; promoción de la capacitación y especialización; pago de tres por ciento por antigüedad; comisión de disciplina y calificación con representantes sindicales.