“No le tengo miedo a las PASO”, dijo el candidato del gobernador Scioli al saber que tendría en agosto a un nuevo competidor en las primarias.

Se trata de Walter Beltrán, jefe de la ANSeS local y referente de La Cámpora, con quien Menéndez deberá competir en la interna del Frente para la Victoria, antes de las generales de octubre.

El intendente Othacehé, ex FpV, subido hace un año al tren massista, lejos de preocuparse por la aparición de un nuevo opositor, ve con buenos ojos la emergencia del camporista, ya que cree que le disputa los votos al líder de la oposición local.

Es que Beltrán se anotó para las Primarias del kirchnerismo en Merlo, apoyado por el ejecutivo nacional. Hombre del director de la ANSeS, Diego Bossio y dirigente de La Cámpora local, apuesta a presionar para ganar el espacio opositor de Merlo.

Menéndez, que entró bien en el sciolismo luego de haber jugado en las elecciones pasadas con Sergio Massa, debe ahora ensayar un delicado equilibrio. Si se acerca mucho a Cristina, desorienta a sus militantes que llevan años luchando con un intendente hasta hace poco referenciado en el FpV. En cambio, si toma demasiada distancia, corre el riesgo de quedar afuera del tablero.

En esa hendija se coló el candidato kirchnerista, coordinador de la movida local de Unidos y Organizados. Beltrán, repudiado por el espacio oficialista ni bien entró a la Anses, ahora es valorado por los sectores que responden al intendente como “el candidato” del Gobierno, en una jugada de manual para debilitar al verdadero adversario.

Beltrán se está quedando con la interna kirchnerista, ganándole espacio sobre todo a Nuevo Encuentro, que supo ser fuerte en el distrito desde una posición crítica al “Vasco”.

Pese al avance de Beltrán, fogoneado por el oficialismo, el “Tano” no se queja: “Tengo una muy buena relación con él –aseguró Menéndez. Pero no hay que tener miedo a las elecciones internas. De todas formas me gustaría generar entre todas las fuerzas opositoras reales en Merlo una propuesta en conjunto”.

“En caso de que llegado el momento surjan diferencias, vamos a las Primarias, que para eso están y son una herramienta valiosa para darle calidad democrática a la elección”, dijo el concejal respaldado por Scioli.

Lo cierto es que el kirchnerismo ya movió su ficha respaldando a mitad de año la llegada de Walter Beltrán. Ahora asoma como posible candidato, o al menos buscará ser parte de la discusión, es decir, integrar las listas.