Los empleados se encontraron con un cartel en la puerta de la planta que promete reubicarlos,mientras que gendarmería vació la planta. Preocupación entre los trabajdores ya que la otra planta de Pepsico se encuentra en Mar del Plata.

En el día de ayer, un grupo de empleados que volvía a la empresa tras el feriado por el Día de la Bandera, se encontró con un cartel pegado en un portón de la planta que informaba que: “Con motivo del cese de operaciones de planta florida y la relocalización de su producción en otro establecimiento, y mientras da cumplimiento a las instancias legales correspondientes ante el Ministerio de Trabajo, se comunica al persona que queda transitoriamente liberado de prestar servicios manteniendo el goce de haberes”.

Primereando pudo hablar con Alejandro, trabajador de la empresa, nos comunicó su preocupación debido a que la otra planta que conocen de Pepsico se ubica en Mar del Plata.

Ante lo ocurrido, los empleados decidieron reunirse en la puerta de la fábrica, donde llevaron a cabo una asamblea en la que se decidió bloquear los portones de la planta de manera indefinida, hasta reunirse con el Ministerio de Trabajo. “No hay mucha información, la empresa llama a ir a una oficina y discutir lo que va a pasar. Hay que ir al Ministerio de Trabajo y ver cuáles van a ser los pasos a seguir”, nos informa Alejandro.

La planta Pepsico de Florida tiene cerca de 600 empleados, muchos con más de 20 años de antigüedad. Ninguno de ellos recibió un telegrama de despido, sólo un llamado telefónico en donde una persona les informa que no se presenten a trabajar.