La gobernadora de la provincia de buenos Aires, María Eugenia Vidal, aseguró que está en contra del proyecto de ley de emergencia ocupacional, al igual que el presidente Mauricio Macri.

En el marco del presentación del plan de infraestructura en Vicente López, Vidal dijo que "nos preocupa a todos de todos los partidos políticos que se preserven las fuentes de trabajo, acá no hay diferencias partidarias, en todo caso entendemos caminos distintos para hacerlo", afirmó la gobernadora.

Si bien sostuvo que el empleo debe ser la prioridad en nuestro país, respaldo a su jefe político, Mauricio Macri y aseveró que "comparto con el Presidente que el camino no es la ley propuesta".

En la misma línea que el mandatario presidencial, Vidal sostuvo que hay que "generar confianza" para que vengan las inversiones a nuestro país y también a través del "empleo genuino" de la obra pública.

"No se trata de dejar a la gente en la calle de un día para el otro, sino trabajar desde el Estado para acompañar ese proceso y que somos parte de la solución y no parte del problema, pero entiendo que esta ley no es el camino a eso", subrayó.

La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, presentó el presupuesto 2016 para la transferencia de recursos destinados a obras de infraestructura y seguridad en los municipios.

Con respecto a su tarea de gestión, aseguró que, "apostamos por una Provincia que hace por la gente, que genera trabajo, trabajo de calidad, una necesidad muy importante y agregó que "no importa de qué partido seamos: la gente ya nos eligió y ahora espera que trabajemos juntos".

Sobre la administración kircherista, Vidal sostuvo que "en el pasado hubo acuerdos que no se cumplieron. Lo primero que tenemos que rescatar hoy es el valor de la palabra: el Ministerio (de Infraestructura y Servicios Públicos) se reunió con cada uno de los 135 municipios de la provincia para diseñar el plan de obras hidráulica y vial", destacó.

Del acto participaron diecisiete intendentes tanto de Cambiemos, del Frente Renovador y del Frente para la Victoria, y la gobernadora aprovechó para anunciar una transferencia de recursos para obras de infraestructura y seguridad a los municipios, que contempla un total de 10.000 millones de pesos.

"A los intendentes de Cambiemos, a los del Frente para la Victoria, a los del Frente Renovador que apostaron por el trabajo en equipo y por devolverle juntos a la gente, con obras y con respuestas concretas, lo que espera de nosotros", piropeó Vidal y recibió un guiño de algunos de los intendentes que participaron del acto.

El intendente de Colón, Ricardo Casi (FpV), opinó sobre el plan de infraestructura y seguridad de Vidal y aseguró que “me pareció muy grata la convocatoria y vi a una gobernadora con toda la fortaleza para ocuparse de la gestión”.

“La gobernadora Vidal anunció obras para todos los distritos, más allá de los signos partidarios y consideró que es muy bueno poder articular con la provincia las políticas públicas”, expresó el alcalde local y añadió que “la provincia es tan compleja desde lo económico y desde lo social que los municipios serían inviables sin articular con ella políticas públicas”, destacó, Casi.

“Lo que se nos prometió durante el tratamiento del Presupuesto y del endeudamiento, se cumplió. A Colón ya llegaron los primeros fondos 4 millones de pesos para seguridad y 5 millones del primer tramo para la obra pública”, detalló.

Por su parte, Pablo Petrecca, jefe comunal del Pro de Junín, dijo que “encontrar una gobernadora con esta apertura en la que todos los intendentes, independientemente del color político, tenemos la misma posibilidad de tener fondos para obras que le mejorarán la vida a los vecinos, es una gran noticia".

"Junín ha sido una ciudad castigada por la Nación y la Provincia. Esto, entonces, es una gran noticia. Vidal está comprometida con los municipios. Con ella podemos trabajar en todas las áreas y siempre en equipo", resaltó.

Sostuvo que "estamos muy contentos con esta gestión. Esto trae beneficios directos para los vecinos: asfalto, cordón cuneta, agua y cloacas. Tenemos 40 millones en total que vienen del endeudamiento: 28 del Fondo de Infraestructura y 12 millones para seguridad".

En tanto, el intendente de San Martín, Gabriel Katopodis, destacó que “vamos a acompañar las decisiones que signifiquen más seguridad y más obras para mejorar la calidad de vida en todos los municipios”.

El alcalde de San Martín saeguró que "los recursos serán destinados a fortalecer la política de seguridad y a invertir en la urbanización de todos los barrios" y agregó que “vamos a seguir reclamando mejorar la coordinación entre Nación, Provincia y Municipios”.

“En San Martín necesitamos que la Provincia termine la Ruta 8, que está en muy mal estado, y que mejore la atención pública en comisarías y hospitales. Hay mucho por hacer y los intendentes somos el primer mostrador del Estado”, finalizó.

Tras el acto, la intendenta de La Matanza, Verónica Magario reiteró sus pedidos para reforzar la presencia policial en su distrito.

“Necesitamos que nos den los instrumentos que necesitamos en materia de seguridad y eso es lo que hablé con la gobernadora (María Eugenia) Vidal y con el ministro (Cristian) Ritondo porque la seguridad es nuestra mayor preocupación y aún no tenemos solución”, graficó.

Magario dijo que muchas veces “la respuesta es que no hay recursos, pero mas allá de eso hay que cuidar la seguridad y a los ciudadanos”.

Acompañaron a la gobernadora,los ministros de Gobierno, Federico Salvai; de Infraestructura y Servicios Públicos, Edgardo Cenzón; y de Economía, Hernán Lacunza.

Estuvieron en el acto el intendente de Vicente López, Jorge Macri; de La Matanza, Verónica Magario; de San Isidro, Gustavo Posse; de Tres de Febrero, Diego Valenzuela; de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde; de Pilar, Nicolás Ducote; de Florencio Varela, Julio Pereyra; de Quilmes, Martiniano Molina; de San Martín, Gabriel Katopodis; de José C. Paz, Mario Ishii; de San Miguel, Joaquín de la Torre; de Rauch, Maximiliano Suescun; de San Pedro, Cecilio Salazar; de Junín, Pablo Petreca; de Colón, Ricardo Casi; de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, y de General Paz, Juan Manuel Alvarez.