Durañona presentó un escrito ante el juez en lo Contencioso Administrativo de La Plata Luis Federico Arias para que aclare y solicite a la CEOSP que debe cumplir la orden judicial que el mismo magistrado dispuso este miércoles.

El jefe comunal recurrió a la Justicia, según esgrimió, en respuesta a una negativa manifestada por la cooperativa local a acatar el fallo de Arias que dispone que las empresas distribuidoras de energía eléctrica deban volver a facturar sus servicios, conforme al cuadro tarifario anterior a la suba autorizada por el gobierno nacional.

En este sentido, Durañona insistió en que la suspendida resolución 22/2016 es aplicable a todos los usuarios de San Antonio de Areco.

"Venimos de un Gobierno que centró su política en el desarrollo y la inclusión, protegiendo siempre el interés de los sectores vulnerables, y ahora estamos ante otro que toma decisiones para favorecer a los sectores privilegiados y que busca cerrar los números, pero con la gente afuera", sostuvo el intendente en declaraciones periodísticas.

El martes pasado, Durañona había anunciado que impulsaría junto a clubes, cooperativas e instituciones de San Antonio de Areco acciones judiciales para que se les aplique como usuarios de servicios púbicos una Tarifa Social.

Este miércoles, Arias resolvió que los clientes de las empresas distribuidoras de energía eléctrica EDELAP, EDES SA, EDEA SA y EDEN SA no deben abonar las facturas que recibieron en sus domicilios con aumentos de hasta el 600 por ciento y aguardar la refacturación del servicio.

De este modo, el juez en lo Contencioso Administrativo de La Plata frenó la suba de tarifas de energía eléctrica en la provincia de Buenos Aires por no haberse celebrado la correspondiente audiencia pública con anterioridad a la aplicación del aumento.

"La medida abarca a todos los servicios provinciales menos Edesur y Edenor que son servicios federales" y tienen sus redes en el denominado Gran Buenos Aires, donde vive la mayor parte de la población bonaerense, precisó Arias.

En declaraciones a radio Belgrano horas después de su fallo, el magistrado manifestó: "No va a haber aumentos de luz, menos de Edenor y Edesur. Es una acción colectiva que abarca a todos los usuarios de las empresas provinciales".

"Quien haya abonado el servicio tiene derecho a presentarse y pedir la devolución del dinero, pero sabemos que las empresas se negarán. Hay que esperar una nueva facturación de las empresas", agregó el juez.

Además, explicó: "He decidido la nulidad de los aumentos tarifarios porque las empresas violan la Constitución Nacional, sin la necesaria audiencia pública que debe realizarse con carácter previo al aumento de tarifas".

"La audiencia pública es un requisito indispensable para cumplir el derecho de información veraz que tiene el usuario. Es una cuestión de un requisito formal, no estamos analizando la razonabilidad de la tarifa", insistió.

Finalmente, en diálogo con Radio 10 también y otros medios de prensa, sostuvo: "Hemos establecido un plazo de dos años de esta medida, porque es lo que suponemos que es lo que va a durar el juicio hasta que se dicte sentencia".