El ex diputado nacional y dirigente social de La Matanza, Héctor "Toty" Flores, ligado a la diputada nacional Elisa Carrió, admitió hoy que "aumentó la demanda de los comedores escolares en la Provincia de Buenos Aires" pero lo vinculó con una "actitud preventiva" al descartar que exista "hambre" como "en los 90 o el 2001".

"Es probable que haya aumentado la demanda de los comedores escolares, y sí creo que cala hondo esto de que (el presidente Mauricio) Macri sólo gobierna para los ricos. Entonces las madres y los que vivimos una etapa de crisis mandan al comedor porque saben que es una manera de organizarse y lo empiezan a hacer, pero no es hambre como lo conocimos, sino una actitud preventiva", afirmó el dirigente.

En el mismo sentido confió que ha "recorrido" varios "merenderos que tienen atención dos veces por semana y esos están alertas a volver a trabajar con esa cuestión. Se podría decir que es preventivo, no es que la gente va al comedor, sino que son los que organizan, que lo hacen por las dudas", manifestó Flores.

También afirmó que "es muy probable que también haya aumentado la demanda de los comedores porque no estaban cumpliendo todos los días por los paros docentes".

Argumentó con que "la situación (económica) no es fácil en la Provincia porque hubo un tarifazo brutal pero no es lo que conocimos como hambre en los '90 ni en el 2001".

"Esto no tiene nada que ver porque había un colchón muy fuerte con los planes asistenciales que existían y el Gobierno no eliminó ningún plan social", aclaró el ex legislador.

Por otra parte, indicó que "donde más se ha sentido este sinceramiento es en el sector informal porque no tienen ningún tipo de cobertura. Aquel que tenía un rebusque, un remís o el pequeño negocio está bastante complicado. Creo que en las estadísticas son los nuevos pobres, los que nunca han salido de la informalidad y eso sí ha pegado mucho", concluyó.