Alrededor de 15 trabajadores de la planta siderúrgica de Tenaris Siat del partido de Lanús fueron despedidos el lunes pasado y el resto de los operarios rápidamente los respaldó con un cese en las actividades. En estos momentos hay una conciliación obligatoria notificada por el Ministerio de Trabajo y desde la empresa los reincorporaron por 15 días más.

En diálogo con PRIMEREANDO, José Villa, mecánico de mantenimiento y delegado de la fábrica relató: “El lunes no pudimos entrar a la planta 15 trabajadores afiliados a la UOM que tenemos entre 15 a 30 años de antigüedad dentro de la empresa”, para luego denunciar “que no hay razón para echarnos sólo que encontraron en este momento político la oportunidad para hacerlo, esto es persecución gremial”.

“Todos nosotros somos militantes sindicales y hemos frenado durante muchos años cualquier intento de avance de la patronal sobre los 150 trabajadores que hay en esta planta”, contó Villa e indicó que ese es uno de los principales motivos que motivó a las autoridades a cesantearlos.

Villa contó desde que empezó la medida de fuerza encontró el respaldo de compañeros y puntualizó: “Todos los trabajadores fueron solidarios con nosotros y se paró la actividades en toda la planta hasta que nos reincorporaran”.

También diferentes dirigentes gremiales, políticos y el diputado provincial del Frente Para La Victoria (FPV) Miguel Funes llegaron hasta las puertas de la fábrica para acompañar el reclamo y ponerse a disposición de los trabajadores.

A la hora de puntualizar, la situación de los posibles despedidos, Villa indicó: “Ahora estamos con conciliación obligatoria que la notificó el Ministerio de Trabajo, por lo tanto la patronal tuvo que volver a tomarnos por un periodo de 15 días que se puede extender por 5 más. Hay conciliación obligatoria todo debe volver a la situación anterior, ellos nos propusieron aislarnos mientras tanto y darnos capacitaciones, nosotros rechazamos la propuesta, queremos nuestros puestos de trabajo para cuidar la fuente de empleo”.

Desde el año pasado los trabajadores realizaron una demanda judicial a la empresa por aplicarles el decreto que regulaba el impuesto a las ganancias cuando no llegaban a cobrar el mínimo aplicable (15.000 pesos), situación que molestó a las autoridades de la fábrica.

Según trascendió, en estos momentos las autoridades de Tenaris Siat aseguran que hay escases de trabajo, pero desde el cuerpo de delegados indican que todo el  gasoducto 2014 está terminando, y que habrá una  entrega de 15 camiones para la segunda etapa y que la posible reducción de personal obedece, entre otros, a la llegada  de empresas tercerizadas para hacer modificaciones de la tercera etapa del gasoducto con el nombre de GDA.