El uso de la tarjeta de pago de pasajes en el transporte público automotor urbano y suburbano de pasajeros llega a las ciudades bonaerenses de Mar del Plata y Bahía Blanca.

El plazo de implementación será de 90 días corridos para ambas, como para las ciudades de Formosa, San Juan, Ushuaia, Mendoza, Neuquén y Río Gallegos.

En tanto, para otras localidades el período instalación será de 120 días corridos, lo cual incluye a San Fernando del Valle de Catamarca, Rawson, San Salvador de Jujuy, La Rioja, Viedma, San Luis, Resistencia, Paraná, Rosario, Santa Fe, San Miguel de Tucumán, Córdoba, Corrientes, Santiago del Estero, Posadas, Santa Rosa y Salta.

El uso de la tarjeta SUBE como medio de percepción de la tarifa está vigente en la zona metropolitana desde 2010 para el transporte público automotor, ferroviario de superficie y subterráneo de pasajeros de carácter urbano y suburbano, según recuerda la resolución 296 del Ministerio de Interior y Transporte, publicada en el Boletín Oficial.

En diciembre pasado, la cartera que conduce Florencio Randazzo dispuso que las provincias y municipios con más de 200 mil habitantes que prestan esos servicios urbanos y suburbanos adopten las medidas necesarias para implementar el sistema.

Esa medida incluyó a las empresas con servicios interprovinciales bajo jurisdicción nacional, beneficiarias del sistema de compensaciones tarifarias.