El proyecto de ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo se debatirá en el Senado el próximo 29 de diciembre. La iniciativa tiene ya media sanción en Diputados. Si se confirma en la Cámara Alta, será un hito histórico en el país. Un proyecto similar fue rechazado en 2018. 

Por el momento, los votos estarían empatados: celestes y verdes cuentan con 33 senadores a favor. Si la votación quedará de esta manera, debería desempatar la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quién en 2018 votó de forma afirmativa. La clave de la sanción está en los y las 5 senadoras indecisas, quienes podrían torcer la votación para un lado o para el otro.

De los cinco votos en disputa, hay dos que podrían votar a favor del proyecto. Por un lado, está la senadora Silvina Larraburu (FPV), quién en 2018 votó en contra de la IVE pero que, este año, está repensando su voto. Por otro lado, está el senador Juan Marino (UCR), quién en 2018 también votó en contra pero por pedido de su hija podría llegar a votar a favor.

Quedan 3 neutrales: Lucila Crexell, quien se abstuvo en la votación anterior y dos senadores nuevos e indecisos, Edgardo Kueider y Stella Ollala. Kueider también se inclinaría por la legalización, según informó AGENCIA PACO URONDO. De confirmarse esos números, el proyecto de aborto será ley.