En la inauguración de una planta de medicamentos biológicos en el partido de Escobar, el presidente Alberto Fernández sostuvo: “Hoy es un día especial para nosotros, y una reflexión para que hagamos en conjunto. Hace unos meses cuando estábamos en campaña planteábamos lo que le pasaba a la Argentina y era imposible vivir en un sistema que solo vivía de la especulación financiera”.

Las palabras del Jefe de Estado se refieren al balance del FMI sobre la situación financiera argentina tras su misión en el país. En el informe, el Fondo coincide con el diagnóstico de la crítica situación al concluir que la deuda es “insostenible” y, por lo tanto, le solicitó a los acreedores privados que acepten una importante quita en las negociaciones que se avecinas.

 “La deuda había sido tomada de una manera muy especial, era cuantiosa y nos comprometimos a pagarla muy rápidamente, algo imposible. Esa Argentina indefectiblemente iba a encontrar un momento de quebranto, y lo decíamos y nos acusaban por decirlo. Nos acusaban de querer deprimir a la gente, de populistas. Pero hoy nos despertamos todos con que quien nos dio la razón fue FMI, nosotros decíamos la verdad” afirmó Alberto acompañado del gobernador bonaerense Axel Kicillof.