El presidente Alberto Fernández celebró la donación de 3.500.000 vacunas de Moderna por parte del gobierno de los Estados Unidos, y agradeció al presidente Joe Biden por su decisión solidaria de ayudar a los demás países del mundo y por el trabajo conjunto en la lucha por la pandemia. 

En ese marco, el Jefe de Estado reiteró que “la pandemia es una advertencia y, al mismo tiempo, una oportunidad para avanzar hacia sociedades más equitativas, más inclusivas y más justas”. 

Y agregó que “esta donación del gobierno de Estados Unidos es una contribución muy importante que marca un camino de cooperación”.

Esta entrega solidaria de vacunas es la más numerosa a un solo país de la región por parte de los Estados Unidos, y se llega a ella tras la firma por parte del Poder Ejecutivo el 3 de julio pasado de un DNU que posibilitó habilitar un acuerdo con el laboratorio Moderna Inc por el suministro de 20 millones de dosis de su vacuna contra el COVID-19 o las dosis equivalentes de la vacuna para su administración como refuerzo.