Desde la Casa Rosada explicaron que “la decisión se debe a la necesidad imperiosa de contar con una gestión en el organismo más dinámica y cercana a las necesidades de la gente".

Según informó el portal El Destape, el hecho que desencadenó el pedido de renuncia radica en la problemática de la Anses para implementar una forma más ágil para el cobro del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).

En ese sentido, transcendió en los últimos días que una mayoría de beneficiarios registraron conflictos para poder acceder al ingreso de $ 10.000 que el Gobierno ideó para atenuar los efectos de la profundización de la crisis.

Además, semanas atrás Vanoli recibió un reto por parte de Alberto Fernández porque no supo ordenar el cobro de los haberes de jubilados correspondientes a marzo, y los bonos extraordinarios que fueron lanzados con el fin de proteger el bolsillo de los más vulnerables.

En consecuencia, hubieron largas filas en los bancos de adultos mayores a días de haber instaurado el aislamiento, cuestión que habría generado el enojo del Presidente que culminó en el pedido de renuncia de este miércoles. 

Por otra parte, los periodistas Juan Amorín y Gabriel Morini, destacaron en twitter que el malestar del gobierno con el titular de ANSES radica en que habría omitido designar directores en Techint y Telecom, empresas en las que el Estado tiene una importante participación accionaria.