El ex candidato por la provincia de Buenos Aires dialogó con FM La Patriada acerca de “la morsa”, la operación que los periodistas del Grupo Clarín Jorge Lanata y Nicolás Wiñazki iniciaron contra Aníbal Fernández semanas antes de las elecciones de 2015 y finalmente era todo mentira, y el rol de María Eugenia Vidal.

“Les importa un carajo tu vida, la mía, la de todos. Hacen la de ellos como si fuese un comercio. Venden un producto y si hay daños colaterales les importa un comino también”, disparó Fernández consultado por la operación que sufrió en su contra.

“No podes recordar un caso similar porque no lo hubo. Esto es una expresión gráfica del Lawfare como en Brasil y Estados Unidos”, detalló Fernández. “Nunca se vio algo así porque fue algo bochornoso de algunos de la política, con los medios, con los jueces, jugando un partido que nosotros no sabíamos cómo se jugaba”, reconoció en el mismo sentido.

Además, consultado por el resultado de la elección que se vio condicionada por las acusaciones de “la morsa” y los supuestos vínculos de Aníbal Fernández con el Triple Crimen de General Rodríguez, el ex jefe de Ministros señaló que “de alguna manera” se trató de una estafa electoral. “Las reglas del juego no las impuse yo”, aclaró.

En ese sentido, Aníbal Fernández se diferenció de la ex gobernadora María Eugenia Vidal, quien se vio fuertemente beneficiada por la operación que Lanata y Wiñazki impulsaron desde Canal 13 y en la actualidad se reveló que fue toda una mentira. “No me meto en la vida personal de las personas”, dijo.

“La que no pensaba de la misma manera es ella que sí hacía todas las mugres habidas y por haber de la mano del mamerto que tuvimos como presidente”, disparó Aníbal Fernández en dirección a Mauricio Macri.

De cara a las elecciones que viene, Aníbal señaló: "Yo no veo que la solución sea buscar el mismo sistema para pagar con la misma manera. Me niego terminantemente. Se puede laburar con honestidad y seriedad", afirmó. 

En el mismo tono, destacó que el gobierno de Mauricio Macri "con toda la mugre que hicieron y todo lo que se robaron la sociedad les dijo que se vayan a su casa", y en ese sentido reflexionó: "La sociedad tampoco puede hacer toda la vida el papel de imbécil y no saber lo que está pasando. Una vez te puede pasar dos veces no", dijo. 

Por último, en dirección al macrismo el ex jefe de Gabinete recordó la frase de Abraham Lincoln: "Uno puede mentirle a poca gente en poco tiempo y a mucha gente en poco tiempo. A mucha gente en mucho tiempo no se puede", concluyó.