La titular de la Oficina Anticorrupción, Laura Alonso, rechazó este miércoles las acusaciones en su contra al presentar un escrito en los Tribunales de Comodoro Py para solicitar su sobreseimiento en la causa que investiga un presunto encubrimiento del ex ministro de Energía Juan José Aranguren por supuesto conflicto de intereses. Alonso dijo que actuó bien al no investigar al accionista de Shell. ¿No era obvia la incompatibilidad entre el ministro de Energía y su rol en una petrolera? 

"No logro comprender por qué motivo -jurídico- fui citada a prestar declaración indagatoria. Cumplí con absolutamente todos los deberes a mi cargo, no omití ninguna actuación a la que estuviera legalmente obligada y desempeñé mi función con total integridad, probidad y buena fe", sostuvo la funcionaria nacional.

En el escrito entregado al juez federal Luis Rodríguez, la secretaria de Ética Pública, Transparencia y Lucha contra la Corrupción brindó detalles sobre las actuaciones de su organismo ante el posible conflicto de intereses de Aranguren al frente del entonces Ministerio de Energía y Minería por su pasado como director de la petrolera Shell en la Argentina.

En ese sentido, destacó que le dio intervención a otros organismos, como la Sindicatura General de la Nación (Sigen), que en una auditoría subrayó que Aranguren no intervino en procesos vinculados con Shell por haber delegado la firma en el entonces secretario de Energía Eléctrica, Alejandro Sruoga.

"No encubrí una infracción de Aranguren, ni omití actuación alguna en la OA", destacó Alonso, quien solicitó que se dicte su sobreseimiento tras el análisis de la prueba presentada, reseñó La Política Online. 

La causa judicial por la que declaró Laura Alonso comenzó a mediados de 2016 con una denuncia de los diputados nacionales Martín Doñate y Rodolfo Tailhade.