La fiscalía de Homicidios de Neuquén informó que el niño de cinco años de Plottier, fallecido hace semanas, murió por un "fallo multiorgánico" producido por "una intoxicación" compatible con la ingesta de "dióxido de cloro". Es la misma sustancia que unos días antes había tomado en vivo la periodista macrista Viviana Canosa. Está prohibida para el uso sanitario.  

La información fue dado a conocer luego de que una junta médica realizara una autopsia al cuerpo del niño que consumió el líquido tóxico el viernes 14 de agosto y falleció el sábado 15 por la madrugada. 

"La junta médica analizó los resultados de la autopsia y estudios bioquímicos, y respondió tres aspectos que consultó la representante del Ministerio Público Fiscal: 1) Causa del fallo multiorgánico revelado por la autopsia; 2) En caso de haber sido originado por una intoxicación, cuál fue la sustancia que lo produjo; 3) Si esa sustancia es compatible con dióxido de cloro", informó la Fiscalía de homicidios de Neuquén. 

La junta médica sostuvo que “una etiología tóxica sería compatible con el cuadro descripto”; respecto al segundo, “puede inferirse la ingesta de una sustancia química cáustica”; y sobre el tercero que “los hallazgos descriptos son compatibles con la ingesta de dicho producto”, en referencia al dióxido de cloro, reseñó El Destape Web. 

La fiscal de la causa, Sandra Ruixo, informó que todavía no decidió si realizará imputaciones por la muerte a los padres del niño, quienes habían reconocido ante un médico del hospital que "le habían dado en forma previa y a modo preventivo por el COVID-19, dióxido de cloro".