La Comisión de Acción social y Salud Pública aprobó el dictamen que crea una campaña nacional para la promoción de la donación voluntaria de plasma inmune, proveniente de personas que padecieron Fiebre Hemorrágica Argentina, en la zona endémica del territorio Nacional Argentino.
 
La iniciativa reconoce a las personas donantes como “ciudadanos/as solidarios/as destacados/as de la Argentina”.
 
Se establece que serán los objetivos de esa campaña la promoción de la donación de plasma inmune proveniente de personas que padecieron Fiebre Hemorrágica; concientizar sobre la importancia de la donación, y fomentar la capacitación a los equipos de salud sobre el procedimiento para la donación de plasma inmune proveniente de personas que padecieron Fiebre Hemorrágica Argentina.
 
Además, fija que el Programa Nacional de Control de Fiebre Hemorrágica Argentina se encargará de llevar el registro de las personas que padecieron Fiebre Hemorrágica Argentina.
 
Al respecto, el titular de la Comisión, Pablo Yedlin (FdT), explicó que es “una enfermedad que afecta entre 5 y 6 millones de personas en riesgo y tiene entre un 15 y 30% de mortalidad”. “Con este tratamiento de plasma se baja al 1% de mortalidad”, aseguró.
 
El proyecto contó con el consenso de los legisladores de todas las bancadas políticas.