Olga Curipan denunció la semana pasada que sufrió un atentado con bomba molotov en la puerta de su hogar, que el pueblo mapuche es testigo de “su propio escarnio público”. Además, vinculó al hecho al gobierno municipal conducido por el intendente Héctor Gay y al diputado nacional electo José Luis Espert por incitar al odio.

Sin embargo, este jueves aparecieron en el barrio San Cayetano, panfletos intimidatorios con las consignas “Muerte a los mapuches”, “Fuera de Bahía Blanca” y “Fuera de Argentina”. La imagen muestra la foto de la referente de la Ruka Kimun Mapuche y la “sentencia de muerte” para ella y su comunidad.

Los firmantes manifiestan haber realizado “una lista de ineptos, de la política, del periodismo, de la justicia y del sindicalismo, que han sido responsables de la catástrofe moral de nuestra nación” y sostienen que “para cada uno de ellos hay una acción con su nombre y un grupo de tareas asignado”.

El supuesto comando exige la liberación de los genocidas condenados por los crímenes cometidos durante el terrorismo de Estado, tanto durante la dictadura cívico militar religiosa como por el accionar de la Triple A. Llaman a integrantes de las fuerzas armadas y de seguridad a “sublevarse contra el actual gobierno marxista y populista”.

“Han humillado la fe cristiana, rompiendo las bases de la familia y pagarán por ello. ¡Ni feministas, ni machistas, ni comunidad LGBT, ni mapuches subversivos, ni aborteras ni delincuentes! -¡Familia como dios manda!”, dice el panfleto.

Bahia Blanca: grupos fascistas atentan contra mapuches

Por los hechos de la semana pasada, se presentó una denuncia en la Comisaría 7° y luego en la Fiscalía N°2, a cargo de Diego Conti. Se analizaron cámaras públicas y privadas del sector y se requirieron otras tareas investigativas que instruye el comisario Matías Darnet. Hasta el momento no se pudo dar con los responsables, pero se estima que la aparición de los panfletos, está vinculadas a los ataques. 

Por otra parte, este 25 de noviembre se cumplen seis meses de la explosión de una  bomba  molotov en el local de La Cámpora de Donado y Berutti, la hora y el azar hicieron que solo se registraran daños materiales. El ataque fue rápida y ampliamente repudiado, sin embargo, la jueza Gabriela Marrón y el fiscal Santiago Ulpiano Martínez no aportaron ninguna certeza sobre los responsables: abrieron una casilla de Gmail para recibir datos, gestionan una recompensa y apuestan a la colaboración del FBI.

Por otra parte, hoy se cumplen 4 años del fusilamiento por la espalda de Rafael Nahuel. El joven mapuche tenía 22 años cuando le disparó el Grupo Albatros de la Prefectura Naval Argentina en una recuperación territorial en Villa Mascardi, Río Negro.

En la misma provincia, el domingo dos civiles asesinaron a Elías Garay e hirieron de bala a Gonzalo Cabrera en el marco de la reivindicación territorial de la lof Quemquemtrew. La Fiscalía informó que esta mañana fue detenido un sospechoso en Esquel y otro está siendo buscado en Chubut.