Jair Bolsonaro, presidente de Brasil, se reunió con su par argentino en Casa de Gobierno. Durante una breve participación que incluyó una conferencia de prensa junto a Mauricio Macri, en clave electoral, lanzó: "Hago un llamado al pueblo argentino por lo que tendrán en adelante en octubre. Es una decisión que tienen que tomar con la razón y no con la emoción. Como lo hicimos en Brasil, donde hubo gran responsabilidad para decidir el futuro del país", afirmó.

En otro fragmento, mencionó la necesidad de reformar el Mercosur y disparó contra el gobierno de Nicolás Maduro: “Toda América Latina está preocupada y no quiere que no tengamos nuevas Venezuelas en la región. Debemos tomar decisiones concretas, sumando a nuestros pueblos, buscando en cada uno de ellos su potencial de manera hermana para que el progreso y la paz puedan estar presentes entre nosotros", aseguró Bolsonaro.

En ese sentido, el primer mandatario brasileño reconoció que anhela la reelección de Macri. Aseguro que servirá para "seguir como socios y que la alianza entre los dos países se haga más fuerte, no solo en lo económico, sino con vistas del objetivo más grande de cada hombre y cada mujer, que es la libertad". 

Mientra tanto en Plaza de Mayo organizaciones políticas y de Derechos Humanos realizan una marcha en contra de la presencia del presidente brasilero en nuestro país. "En defensa de la soberanía, de la solidaridad latinoamericana, contra las políticas neoliberales de Bolsonaro y Macri, y diciendo NO al autoritarismo, al militarismo y a las varias declaraciones racistas, machistas, homofóbicas y de apología a la tortura expresadas por ambos", informaron en un comunicado.