El presidente de derecha Lenin Moreno trasladó la sede de gobierno a Guayaquil. Lo hizo, para evitar cruzarse con la impresionante "marcha federal indígena" que llegará a Quito. Además, se multiplican las protestas y hay paro. Los manifestantes reparten panfletos con la siguiente leyenda: “No dejes que nos convierten en Argentina”

Moreno tomó la decisión de abandonar y ordenar el desalojo del Palacio Carandolet el lunes por la noche. El tamaño portentoso de las columnas de la central indígena CONAIE que arribaban en ese momento a Quito desde diferentes puntos del país precipitaron el traslado del Ejecutivo.

¿Qué pasó en Ecuador? El Gobierno, como lo hizo Mauricio Macri en Argentina, aplicó las recetas de ajuste del FMI. El resultado fue el mismo: crisis económica y social. En Ecuador, la crisis está cerca de volverse política. 

La respuesta de Lenin Moreno fue militarizar Quito con el patrullaje de tanquetas del Ejército para intentar contener el avance de una movilización nacional que promete desbordar la capital nacional. Además, decidió acusar a la oposición de "golpismo". Cualquier parecido con Argentina...