Alfredo Leuco volvió a hacer gala de su profundo rechazo hacia Cristina Kirchner y en su editorial del programa radial “La doy mi palabra” aseguró que la vicepresidenta y su hijo, Máximo Kirchner, tienen un plan para garantizarse el poder después del gobierno de Alberto Fernández.

En su columna, a la que tituló “La Cámpora al gobierno, Cristina al poder”, Leuco aseguró que Cristina y La Cámpora avanzan a paso redoblado y que la designación de Fernanda Raverta en Anses es un movimiento de ajedrez de lo que se viene.

“Ocultos en la bruma dolorosa de la pandemia, Cristina y su guardia pretoriana, avanzaron a paso redoblado y a tambor batiente. Fueron comiendo piezas claves en este tablero de ajedrez de los cargos en el Estado. Nada detiene a Cristina ni a Máximo. Ni la reina ni el Príncipe heredero aflojan en su desesperación por quedarse con todo. Lo llevan grabado en su ADN. Desesperación por acumular dinero ajeno y poder propio”, dijo Leuco y siguió: “El poder debe ser total o no será nada. Así fue en la intendencia de Río Gallegos, en la gobernación de Santa Cruz y en las presidencias del matrimonio. Van siempre por todo. Llegan hasta donde la sociedad se lo permite. Ni un paso, atrás. Y saben que es la única forma de zafar de la cárcel producto de haber liderado la mega corrupción de estado más grande de la historia argentina”.

También aseguró que “La Cámpora no se banca a Alberto” y que lo consideran “un mal necesario que no tiene proyecto ni estructura propia”.

“Una especie de puente, una transición hacia un verdadero gobierno nacional y popular (chavista agrego yo), encabezado por Máximo o Kicillof. Ese es el plan. No es tan fácil que lo logren. Como siempre con el kirchnerismo, van por todo y el único límite que los frena es la sociedad. Ese es el gran desafío político de este país. Por ahora, la moneda está en el aire”, cerró.

Fuente: Info135