El gobierno Nacional prorrogó este lunes el cierre de fronteras, por lo que los extranjeros no residentes no podrán ingresar al país. La medida que tiene por objetivo morigerar el avance de la pandemia de coronavirus Covid-19 en el país regía hasta el 31 de enero y se extenderá ahora hasta el 28 de febrero próximo. En consecuencia, todas las vías de acceso al país, por vía aérea, marítima y terrestres estarán cerradas a los extranjeros no residentes.

La Decisión Administrativa 44 publicada hoy en el Boletín Oficial, “mantendrá la suspensión de las autorizaciones y permisos que se hubieran dispuesto relativas a las operaciones de transporte aéreo de pasajeros y pasajeras en vuelos directos que tengan como origen o destino el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, ante el nuevo linaje en la secuenciación de muestras locales, respecto al ingreso de personas”. A su vez, a través de este organismo el Ministerio de Transporte “podrá ampliar o reducir la nómina de países, previa intervención de la autoridad sanitaria nacional”.

Por el momento, se determinó que esta dirección, junto al Ministerio de Salud “coordinarán las acciones necesarias para determinar los cronogramas de vuelos y la cantidad de pasajeros y pasajeras que ingresarán en forma paulatina y diaria al país”.

Las medidas de control se agudizarán en los vuelos provenientes de Estados Unidos, México, Europa y Brasil, “manteniendo reducidas las frecuencias de vuelos de pasajeros a los 3 primeros destinos en un 30% y a Brasil en un 50%”.

Además, el Gobierno recomendó “a los nacionales o extranjeros residentes en el país, y, en particular, a los mayores de 60 años de edad o a personas pertenecientes a los grupos en riesgo definidos por la autoridad sanitaria, diferir sus viajes al exterior, cuando los mismos no respondieran al desarrollo de actividades esenciales”.