Las nuevas autoridades del Banco Nación iniciaron un sumario administrativo luego de detectar que durante la gestión de Cambiemos el Banco Nación le otorgó préstamos por $18.700 millones a la firma agroindustrial Vicentin, que se declaró en “estrés financiero” el 5 de diciembre pasado, sin que hasta el momento la empresa haya presentado propuesta de pago alguna.

Esta situación pone en jaque al Banco Nación, ya que se trata del préstamo más grande de la institución pública. Es necesesario recordar que Javier González Fraga estaba al frente de la entidad oficial cuando se otorgaron dichos préstamos y también que Vicentin fue una de las principales compañías que aportaron a la campaña de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. 

"Es una empresa importante que ha tenido un compartimiento positivo y expansivo durante todos estos años. Está entre las 200 primeras empresas y ocupaba el puesto 19 en 2015 y pasó a ocupar el puesto 6 en 2019. Era la cuarta cerealera y pasó a ser la primera. Su facturación no hizo más que crecer y creció por encima de las empresas más importantes del país. Una empresa que no ha tenido problemas de ninguna naturaleza. Y la política de Cambiemos vía devaluaciones, quita de retenciones no hizo más que beneficiarla. Y en ese marco tuvo una asistencia financiera importante para prefinanciación de exportaciones por parte del Banco Nación", detalló en Radio 10 Claudio Lozano.

"Se pasó del límite que el ente regulador del BCRA establece para la normativa de grandes empresas. El Banco Nación no debía seguir prestándole ni refinanciando su deuda que Vicentin debió haber cancelado. Había una relación directa entre Vicentin y el gobierno anterior, que era el primer aportante de la campaña de Cambiemos del año pasado", apuntó Lozano y remarcó que "Vicentin dejó de pagar después de la derrota del macrismo, así que algún compromiso había..".

"Vicentin mantuvo una situación regular hasta las PASO y a partir del momento de la derrota de Macri dejó de cumplir y comenzó a declarar una situación financiera complicada que es un verdadero dibujo", agregó.

Respecto a las condiciones de los créditos otorgados por el Nación durante la gestión Macri, Lozano vinculó dichos empréstitos a "presiones" desde Casa Rosada.

En relación a cómo tratará la situación la nueva conducción del Nación, Lozano expresó que "una de las primeras definiciones del directorio fue bajarle la calificación a la empresa, por tanto cubrir las previsiones para que esto no afecte al resto de las operaciones del banco".Y añadió que viabilizarán una "estrategia común con distintos organismos del Estado, como Banco Provincia y AFIP, porque Vicentín está en condiciones de pagar, y sus activos son muy significativos".