Este jueves la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner encabezó el lanzamiento de un nuevo plan basado en el Qunita, en un acto que se llevó adelante en el partido de Lomas de Zamora. En ese sentido, la presidenta del Senado aseguró que el Qunita fue para ella "uno de los programas más caros" a su "corazón" cuando lo lanzó durante su Presidencia. 

Sin embargo, afirmó que "esta reedición" le gusta "más" que el anterior, de 2015, porque "va a garantizar el control prenatal desde el primer trimestre", para poder acceder a él. "Siempre se puede mejorar", dijo la vicepresidenta al destacar las mejoras que se agregaron al sistema.

Previo a las palabras de Cristina, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, anunció que este jueves se abre la inscripción para que las personas que estén cursando el primer trimestre de embarazo reciban las qunitas del plan oficial, en un acto en el municipio de Lomas de Zamora en el que se lanzó el plan.

El Plan Qunita se implementó durante la gestión presidencial de Cristina Kirchner en 2015, pero fue luego discontinuado por la administración de Mauricio Macri tras denuncias judiciales que realizó por una supuesta malversación de fondos por compras con sobreprecios.

El reciente sobreseimiento de todos los procesados en la causa del Plan Qunita por inexistencia del delito volvió a visibilizar el programa puesto en marcha hace exactamente seis años.

En el mes de julio, el Tribunal Oral que debía juzgar a 18 procesados por supuestos delitos en el llamado Plan Qunita de provisión de kits para recién nacidos sobreseyó a todos los acusados, al hacer lugar a un pedido fiscal por inexistencia de delito.