La ex presidenta y candidata a vice por el Frente de Todos lanzó un twitter en el que reclama la libertad de Paola Pabón, la dirigente opositora al Gobierno del presidente de Ecuador, Lenín Moreno, que fue detenida este lunes tras un allanamiento en su vivienda. 

En la misma frase, Cristina Fernández de Kirchner pidió por Gabriela Rivadeneira, ex presidenta de la Asamblea Nacional de ese país y una de las dirigentes más destacadas del movimiento político del expresidente Rafael Correa, refugiada en la Embajada de México en el Ecuador. 

"La democracia tiene nombre de mujer y en Ecuador está presa. Libertad a Paola Pabón, prefecta de Pichincha, presa y Gabriela Rivanedeira, asilada. Mujeres, jóvenes, comprometidas y votadas por su pueblo", escribió la ex presidenta en redes sociales. 

El mensaje de Cristina es en el marco del falló de la Corte Provincial de Justicia de Pichincha, quién dictó prisión preventiva para Paola Pabón, prefecta de esa provincia. De acuerdo al dictamen, la prisión preventiva contra Pabón se extenderá por 90 días, tiempo que durará la instrucción fiscal. 

En ese sentido, la Fiscalía General del Estado informó que se "formuló cargos por el delito de rebelión", en relación "a los actos delictivos registrados durante las protestas de días atrás" contra las medidas económicas del presidente Lenín Moreno.

"Gracias Cristina!! Esta lucha de mujeres por todos nuestros pueblos no termina ni se anula con la cárcel, el exilio o el linchamiento mediático!", respondió Pabón tiempo después de que la ex presidenta hiciera referencia a su detención.

Para el caso de Gabriela Rivadeneira, el último domingo decidió pedir asilo en la Embajada de México en Ecuador y publicó una carta para explicar los motivos. “En lo personal, he padecido un seguimiento judicial en los últimos días, con agentes de la DGI (Dirección General de Inteligencia), carros de la Policía, militares y civiles frente a mi domicilio, mi despacho y mis espacios de militancia. Fue un verdadero acoso y amedrentamiento que se suman a otros anteriores”, expresó.

"Si en esta ocasión he debido recurrir al derecho de protección ha sido por imperativos de mi seguridad y la de mi familia", añadió Rivadeneira.