La agencia de drogas de Noruega registró 23 muertes, incluidas personas mayores y frágiles, "asociadas con la vacunación anti-Covid-19" de Pfizer-BioNtech. Así lo reporta hoy la agencia, según lo reprodujo la prensa local. Se estudia si esas muertes tienen que ver con la vacuna norteamericana. ¿De eso no se habla?

"Reacciones comunes a las vacunas con ARNm, como fiebre y náuseas, pueden haber contribuido a un desenlace fatal en algunos pacientes frágiles y ancianos", se informó. La vacuna Pfizer es la defendida por la oposición argentina y los grandes medios del país. De allí que la noticia pasara desapercibida. 

Según informaron desde el ente que regula los medicamentos en Noruega, las personas mayores de 80 años y los enfermos terminales pueden estar en riesgo de sufrir efectos secundarios fatales de la vacuna Covid-19, reportó el diario The Local Norway online.

"Los informes sugieren que las reacciones adversas comunes a las vacunas de ARNm, como fiebre y náuseas, pueden haber contribuido a un desenlace fatal en algunos pacientes frágiles", explicó Sigurd Hortemo, médico jefe de la Agencia Noruega de Medicamentos.

En un comunicado de prensa, la Agencia Noruega de Medicamentos declaró que hasta el 14 de enero, se habían reportado 23 muertes que ocurrieron poco después de recibir la vacuna Covid-19.