La Oficina Anticorrupción (OA) denunció al ex ministro de Comunicaciones del Gobierno de Cambiemos, Oscar Aguad, y al ex titular del Sistema Federal de Medios Públicas, Hernán Lombardi, por distintas irregularidades que tuvieron lugar en Arsat, la prestigiosa empresa pública de soluciones tecnológicas que hasta creó y envió satélites propios al espacio, que le habrían producido daños millonarios al Estado.

La presentación penal no sólo alcanza a Aguad y Lombardi -el primero, ejecutor del escándalo de la autocondonación de la deuda del Correo luego premiado con otro Ministerio, y el segundo realizador de miles de despidos de trabajadores estatales y principal operador de la propaganda de campaña macrista-, sino también a tres ex presidentes de Arsat colocados allí durante la administración PRO.

Uno de los principales hechos denunciados fue la paralización del proyecto ARSAT III, el tercer satélite argentino, luego de que el primero fue íntegramente producido y lanzado al espacio durante el kirchnerismo -que creó el proyecto- y el segundo fuera construido también en esos años, para luego ser frenado y finalmente enviado durante el macrismo. 

La denuncia apunta también contra Lombardi por la falta de mantenimiento del sistema de Televisión Digital Abierta (TDA) y recayó en el juzgado a cargo del magistrado federal Luis Rodríguez.

Durante la gestión de de Macri, la empresa omitió confeccionar los balances correspondientes a los ejercicios 2017, 2018 y 2019, por lo que debieron ser elaborados y presentados el año pasado por la actual conducción de la empresa.

La denuncia también señala que, siempre durante el macrismo, Arsat dejó de recurrir al mecanismo de contratación directa como herramienta excepcional y lo convirtió en un mecanismo de uso habitual. Según se detectó en una auditoría realizada sobre la empresa, echó mano a este tipo de compra o contratación en 357 oportunidades.

También fue denunciada la "inactividad para el cobro de deudas" y se señaló que tras el cambio de autoridades en la empresa se detectó que había deudas a favor por un valor de $1.500 millones sin cobrar.

Los denunciados por distintos tipos de delitos, que van desde el incumplimiento de los deberes de funcionarios públicos hasta la administración infiel, fueron el ex ministro Aguad, el ex funcionario Lombardi y quienes fueron presidentes de Arsat durante el gobierno de Cambiemos, Eduardo Atilio Hurtado, Raúl Martínez y Rodrigo De Loredo, quien hoy quiere seguir en política en Córdoba y denuncia que sus correligionarios Mario Negri y Ramón Mestre lo "proscriben" en esa provincia.

Fuente: Política Argentina