“Firmamos con 45 bancos por más de 90 mil millones de pesos y menos de la mitad tienen en sus páginas web las indicaciones para inscribirse a los créditos para sueldos, cómo acceder, a qué tasas y plazos”, denunció Guillermo Merediz, secretario de la Pequeña y Mediana Empresa de la Nación. 

Se trata de los créditos que el gobierno de Alberto Fernández dispuso, con tasas del 24% para ayudar a las Pymes a pagar sueldos en medio del parate económico producto del aislamiento social, preventivo y obligatorio con el que se intenta hacer frente a la pandemia de coronavirus Covid-19.

“En un momento en que los bancos están funcionando prácticamente en su totalidad de manera virtual, que más de la mitad no haya puesto en sus páginas web esta información da cuenta de que todavía les cuesta mucho poner en marcha esta línea. Al sector de la banca privada le ha costado bastante al principio. Estos últimos días empezó de a poco a poner en marcha la línea de financiamiento”, agregó Merediz. "Trabajamos junto al Banco Central para garantizar que esta línea llegue”, remarcó. 

Tal como detalló el funcionario, la línea de financiamiento fue pensada para llegar a “cerca de 350 mil Pymes, para que aproximadamente 3,5 millones de trabajadores tengan garantizado su salario de marzo”, detalló Merediz.

En ese sentido, detalló que a partir del Fondo de Garantía Argentino (Fogar), que depende de Desarrollo Productivo, se pusieron "a disposición 30 mil millones de pesos para que el Estado respalde a las Pymes, y que los bancos brinden los créditos para pagar los salarios”.

Como contrapartida de la actitud de los privados, Merediz destacó el rol de los bancos públicos que “como siempre, han sido los que primero se han puesto en línea al dar estos créditos”, dijo. “El valor de lo público no sólo se está dando en materia de salud y en educación, sino también en la pata productiva, que tiene al Estado garantizando el financiamiento”, concluyó.