El gremio de repartidores denunció la cuarta muerte de un trabajador de la actividad durante la cuarentena como producto de la precarización laboral que imponen las apps.

“La precarización de las plataformas se cobró su cuarta víctima desde que empezó la cuarentena”, denunció el sindicato, al informar que “este martes falleció otro compañero repartidor, en el partido de Avellaneda, que era trabajador de la empresa Glovo”.

En un comunicado de prensa, el sindicato indicó que “Miguel Ángel Machuca desarrollaba su tarea en moto cuando sufrió un siniestro vial que le costó la vida” y exclamó: “Basta de muertos por la precarización”.

Otro de los repartidores fallecidos era Franco Almada, un joven de 19 años, vecino de Bernal que fue atropellado por un conductor que sigue prófugo. Ante las muertes, las empresas de las plataformas se desligan de sus responsabilidades.

“A algunos les pareció exagerado cuando dijimos en un comunicado anterior que nos están sometiendo a un Cromagnon en cámara lenta. Pero desde que arrancó la cuarentena ya van cuatro muertos, uno cada quince días”, alertó la conducción de la ASIMM.

Ante la nueva tragedia que afectó a un trabajador, el gremio sostuvo: “La precarización mata, y trabajar a destajo y en total estado de desprotección es la principal causa de muerte de todos los repartidores”.

“Esto ya supera la pelea por reconocer relaciones laborales, discutir encuadramiento, o respetar la normativa vigente. Estamos ante la colisión de dos mundos, de cosmovisiones opuestas; es la lucha de los valores humanistas y cristianos, contra la inmoralidad de los que abrazan a la ‘alta finanza’ en desmedro de la Justicia Social y despreciando la vida misma”, señaló el sindicato.