En la localidad entrerriana de San José de Feliciano ocurrió una persecución policial que terminó con el arresto del concejal de Juntos por el Cambio. Santiago Buktenica. Los oficiales policiales al lograr detenerlo, lo encontraron borracho y con una arma de fuego.

"Fue interceptado porque manejaba un vehículo en la vía pública en estado de ebriedad", dijo el jefe de la Policía de la localidad de Feliciano, para luego informar que casi atropelló a personas que estaban circulando por la vereda.

El edil, de 42 años, circulaba a bordo de un Jeep modelo JA 2 PB y, de acuerdo a lo relatado por la Policía, evadió dos controles. Cuando lograron aprehenderlo, hallaron que Buktenica portaba un arma calibre 38 especial, sin registro alguno.

El hecho, que ocurrió el sábado por la noche, tomó estado publico cuando la presidenta del bloque de JxC de Feliciano, Ivonne Jaurena, defendió a su compañero, minimizando todo lo sucedido. 

Resaltarle importancia al evadir controles policiales, manejar borracho, portar armas de fuego sin registro y casi atropellar a varias personas no fueron suficientes para el concejal, quien en una entrevista con un medio local manifestó que su detención estuvo vinculada a una persecución política que lleva adelante el oficialismo local desde que él asumió como concejal. "Me han tratado como a un preso político de la vieja época”, dijo.