La diputada nacional de Cambiemos, Josefina Mendoza, se sumó a una campaña de difamación contra el gobernador Axel Kicillof y quedó en un ridículo total. Sucede que la legisladora acusó a Kicillof por el llamado a licitación de automóviles y camionetas utilitarias. Sin embargo, el trámite de la licitación lo había iniciado la ex mandataria María Eugenia Vidal en noviembre del año pasado.

“Desde que asumió, Kicillof repite como un mantra lo mal que está la provincia y un montón de cosas que son un speech perfectamente armado para la política, mientras que por otro lado quiere cambiar su auto y el de sus funcionarios para andar en cero kms de alta gama”, expresó la diputada radical oriunda de La Matanza. 

Ante las acusaciones, el Jefe de Gabinete bonaerense, Carlos Bianco, recogió el guante y respondió: “Tal proceso licitatorio comenzó en noviembre de 2019. En todo caso, pregúntele a Vidal si quería cambiar el tutú durante los últimos días de su gestión. Quédese tranquila, nosotros no vamos a cambiar el Clío con dinero de la provincia” sostuvo.

Y explicó el proceso: “Se trata de una convocatoria abierta para renovar el convenio de provisión de vehículos, desde donde se compran también los patrulleros, que es necesario renovar después de la emergencia en materia de seguridad que SU cámara de diputados decidió prorrogar en diciembre pasado”.

En concreto, la licitación corresponde al proceso de compra 58-0163-LPU19 por el cual el gobierno de María Eugenia Vidal solicitó la adquisición de automóviles, camionetas utilitarias y pick-ups. Se trata de un pliego que se creó en febrero de 2019. El mismo habilitaba la compra de noventa vehículos para renovar la flota oficial que trasladaba a los miembros del gabinete de Vidal, además de rodados utilitarios.

“Quienes más preocupados estamos por el descontrol y el exceso en la flota de autos en la provincia somos nosotros, al encontrarnos lo que nos dejó Vidal” expresó Bianco y puso como ejemplo que “el Organismo Provincial de Integración Social y Urbana (OPISU), que se debería dedicar a la urbanización de los barrios populares, en el año 2018 compró 19 autos de altísima gama para sus funcionarios”.