Según trascendió, la ex presidenta Cristina Kirchner recibió a la conducción del Movimiento Evita (ME) en el Instituto Patria, donde se habló sobre la unidad del peronismo de cara a las elecciones de 2019. 

Desde el ME participaron Emilio Pérsico, Fernando Navarro y Leonardo Grosso. Después de 2015, el espacio tuvo un andar errante, que incluyó negociaciones con sectores del Gobierno de Mauricio Macri (la ministra de Desarrollo, Carolina Stanley) y en 2017 el apoyo a la candidatura de Florencio Randazzo contra la propia CFK. Esa lista obtuvo el 5%. 

Ahora, el ME parece acercarse al espacio que conduce Felipe Solá y pretende la realización de un gran frente opositor con todos los espacios del peronismo incluidos.  

“Consideramos necesaria la reunión en nuestra idea de construir puentes. No se puede hablar de hacer la unidad para ganarle a Mauricio Macri si no hablamos todos los actores de la política y Cristina es una actora más que importante, por lo que expresa simbólicamente y por lo que muestran las encuestas en cuanto a cantidad de votos”, explicó Fernando “Chino” Navarro, según reseñó Página 12. 

“El ajuste de Macri y la posibilidad que él o algún representante de su espacio nos pueda ganar, hoy hace que haya mucha más amplitud y flexibilidad para debatir y armar un programa de forma conjunta”, se explayó Navarro.