La ilusión de los hinchas triperos duró poco. Hoy, Diego Maradona dejó de ser el entrenador de Gimnasia y Esgrima La Plata, club en el que generó una verdadera revolución con su llegada. El motivo: la lealtad con el presidente Gabriel Pellegrino, que lo trajo y no se presentará a las próximas elecciones. 

“Tomo esta decisión con todo el dolor del alma, porque el presidente Gabriel Pellegrino no va a presentarse en las próximas elecciones; sinceramente me sorprendió que no lo haga, conversé con él, y luego de escucharlo, tengo que dar un paso al costado”, sostuvo el ‘Diez’ en un comunicado. 

A través de un extenso mensaje en Instagram, Diego le agradeció a los hinchas ‘triperos’ y señaló: “Ojalá que al que le toque conducir al club, pueda continuar con el trabajo que comenzamos, y logre mantener a Gimnasia en donde merece estar”. "Vamos Lobo", cerró.