El debate sobre la presencialidad en clases debería incluir un dato dramático: el aumento de casos de coronavirus en chicos menores de 18 años. Las estadísticas dan cuenta de un crecimiento exponencial en relación al año pasado. ¿Las clases no contagian? El propio ministro de Salud porteño, Fernán Quirós insiste con ese relato aunque reconoció que trata de evitar al máximo sus vínculos con sus hijos (comen en mesas distintas) porque.... volvieron a la escuela. 

El aumento de contagios en niños y adolescentes tiene un dato estremecedor: el aumento de internados. En el Hospital Garrahan hay 39 niños en esa condición, tres de ellos en terapia intensiva, y 3 fallecieron con la enfermedad. 

El hospital ubicado en el centro de la Ciudad de Buenos Aires informó la gravedad de la situación y tuvo que dar la lamentable noticia de que fallecieron tres niños con prevalencias que contrajeron la enfermedad, reseñó El Destape. Por otro lado, hay otros 39 que están internados atravesando la enfermedad.

Estos lamentables hechos se suman a los que viven otros hospitales en toda la región del AMBA. Mientras tanto, el gobierno porteño insiste en rechazar las restricciones impuestas por el gobierno nacional para frenar la suba de contagios.

En este mismo sentido, el Garrahan confirmó que también hubo más de 350 personas que dieron positivo de la enfermedad, aunque tan solo un escaso porcentaje llegó a la internación.  En el resumen, por otro lado, contaron que hay un pequeño porcentaje de los agentes de salud que actualmente están atravesando COVID-19.