Tras la polémica desatada a nivel local y nacional por la denuncia que radicó Gimena Martinazzo contra el diputado macrista Eduardo Cáceres, el legislador sanjuanino decidió pedir licencia sin goce de sueldo por 60 días. Hoy, la Cámara de Diputados aceptó su pedido. 

Además, Cáceres pidió que el juez “pueda ordenar los allanamientos y requisitorias que considere necesarios, con el fin de ponerme a disposición de la justicia como un ciudadano común”. La denuncia avanza en la Justicia y existe una perimetral sobre Cáceres, que no puede acercarse a Martinazzo. 

En el último tramo del escrito que el diputado macrista elevó al presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, detalló: “Me pongo a entera disposición de la justicia, desbaratando esta falsa imputación de la que he sido víctima, demostrando así mi absoluta inocencia y reparando mi honor”.