Días atrás en la presentación de su libro "Sinceramente" en Cuba, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner cuestionó la negativa del Fondo Monetario Internacional a renegociar y hacer una quita de la deuda que tomó el gobierno de Mauricio Macri con el organismo de crédito.

“Yo me pregunto, cuando dicen ‘no, no se puede hacer una quita al capital del FMI porque su estatuto prohíbe hacer quitas’. ¿Pero cómo que el estatuto del FMI prohíbe hacer quitas? También prohíbe que se den préstamos para permitir fugar el dinero. ¿Y por qué vamos a hacer valer una prohibición y la otra no?”, cuestionó CFK. 

En respuesta, el vocero del organismo multilateral, Gerry Rice, aseguró que el Fondo no violó sus estatutos al prestarle al gobierno de Mauricio Macri. Además, aclaró que no es posible una quita de la deuda del país con el Fondo.

“No está permitida por los estatutos, y no solo en el caso de la Argentina”, explicó Rice, quien además aseguró que el FMI no violó sus estatutos al desembolsar 44 mil millones de dólares al Gobierno de Macri. “Puedo asegurar a todos que no hubo violación de la reglas del FMI”, subrayó. A su vez, mencionó que  “no se puede hacer una quita porque el estatuto prohíbe hacer quita”. 

Cristina Kirchner on Twitter

Minutos despues, Cristina resaltó en redes un fragmento del propio Convenio Constitutivo del FMI que en su Artículo VI dedicado a la trasferencia de capital, explica: "Ningún país miembro podrá utilizar los recursos generales del Fondo para hacer frente a una salida considerable o continua de capital".

Acto seguido, en otro twit, la ex presidenta escribió: "Sin comentarios. Los argentinos y las argentinas sabemos leer". 

Cristina Kirchner on Twitter

De acuerdo a un informe del Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda (UNDAV), en menos de cuatro años de gestión del gobierno de Cambiemos se fugaron del país el equivalente al 140% del préstamo del FMI.

Las compras de divisas en el mercado de cambios por parte del sector privado no financiero, generalmente para atesoramiento, fueron unos de los principales motivos por los cuales salieron dólares del sistema. Gracias a la desregulación que llevó adelante Cambiemos, llevó a que se fugaran unos U$S 81.093 millones en poco más de 3 años y medio.