El Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) salió a aclarar que no autorizó la subas de hasta el 20% que anunciaron las empresas prestatarias de telefonía, cable e internet, por medio de un comunicado de prensa este miércoles.

"Con el fin de poder mantener la calidad de los servicios y en virtud de que la última actualización de precios fue realizada en el marzo de este año, informamos que el 1 de enero de 2021 modificaremos los mismos hasta un 20%", comunicó Fibertel a los usuarios durante estos días.

Asimismo, Telecentro fue otra de las empresas de telefonía y cable que también indicó a sus clientes en las facturas con vencimiento a noviembre, que los precios se actualizarán hasta un 20% a partir de enero del 2021.

Sin embargo, desde el Enacom desautorizaron esa información, teniendo en cuenta que son el órgano que decide finalmente si se aplica o no el aumento del servicio, y pedirán una audiencia para esta semana con las empresas de telefonía, cable e internet.

En ese sentido, el presidente de la entidad, Gustavo López, manifestó que "evaluaremos el modo de descongelamiento de precios, pero hasta que el Ente no se expida las empresas no están autorizadas a aumentar los precios".

Desde el Gobierno nacional pretenden que esa suba sea en cuotas e inferior al 20%, de modo que podría haber un ajuste mensual del 5% en enero, otro del 5% en febrero y un último ajuste del 5% en marzo. No obstante, el precio final deberá consensuarse con las empresas.

A mitad de año, las firmas señalaron que aplicarían un ajuste del 11% para septiembre pero el presidente Alberto Fernández les respondió que los precios quedarían congelados hasta fin de año. También declaró a internet y TV paga como servicios esenciales.