El directorio del Banco Mundial aprobó un préstamo de emergencia por U$S 35 millones. Será destinado por el Gobierno al sistema de salud, a través de la compra de insumos y equipos médicos.

El financiamiento forma parte de un paquete de hasta U$S 14.000 millones de apoyo inmediato del Banco Mundial, para los países que deben hacer frente a los impactos sanitarios y económicos de este brote mundial.

Respecto al préstamo, Ginés González García, precisó: “Con estos recursos continuaremos reforzando la calidad de respuesta del sistema de salud, apoyando a las provincias, y con la entrega de equipamiento médico para lograr equidad en el acceso para todos los argentinos”.

“Son tiempos difíciles para todos, pero especialmente para los más pobres. Trabajamos rápidamente para que la Argentina pueda contar con los recursos que necesita para fortalecer su capacidad de respuesta sanitaria y limitar así los impactos sociales y económicos de esta pandemia.”, expresó Jordan Schwartz, director del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay.

El proyecto será destinado a mejorar la infraestructura de los laboratorios para asegurar la detección temprana y la localización y trazabilidad de los casos. También se prevé la adquisición de insumos médicos y equipos para la protección del personal de salud, así como la mejora y ampliación de los servicios de terapia intensiva.

El financiamiento del Proyecto de Respuesta Urgente al COVID-19 es de margen variable, reembolsable en 32 años y tiene un período de gracia de 7 años.

Fuente: El Destape