El ministro de Defensa de la Nación, Jorge Taiana, y el ministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, Felipe Solá, despidieron desde El Palomar a la misión humanitaria que viajó rumbo a Haití para brindar ayuda y asistencia luego del terremoto que el sábado pasado provocó la muerte de más de dos mil personas y generó daños.

25 voluntarios son los que viajaron en el avión Hércules de la Fuerza Aérea Argentina y el contingente estuvo encabezado por la presidenta de la Comisión Cascos Blancos, Marina Cardelli, indicaron fuentes oficiales.

La comitiva además trasladó pastillas potabilizadoras, frazadas y otros suministros médicos e insumos para emergencias a fin de montar un puesto de atención sanitaria nivel 1.

Minutos antes del vuelo, los ministros y la máxima dirigente de Cascos Blancos brindaron una conferencia de prensa. El canciller Felipe Solá dio inicio a la conferencia detallando cuántas personas viajaron y como fueron equipadas: "Nos encontramos en el Aeropuerto de El Palomar para dar inicio a un operativo conjunto entre los ministerios que cuenta con el apoyo de la Fuerza Aérea Argentina que aportará la logística necesaria para llegar a Haití".

Sobre el mencionado abastecimiento el ministro agregó: "La ayuda argentina sale hoy y va a estar 20 días en la isla. Va equipamiento médico, van médicos y paramédicos. Llevamos 3 perros para localización de víctimas y un hospital entero que tiene más o menos 180 metros cuadrados lo que cubre también la vivienda del personal que viaja que puede sustentarse con su propia agua y su propia energía. Esperamos ser de utilidad como tantas veces lo ha sido Cascos blancos siempre en combinación y con la ayuda de nuestra Fuerza Aérea".

Jorge Taiana hizo foco en lo fundamental de esta ayuda: "Es un hecho importante que hace Cascos Blancos, que es una institución que creó la Argentina para ayuda humanitaria hace ya 27 años aproximadamente y que lleva hechas más de 700 ayudas humanitarias. Cascos Blancos va donde es convocado por el país con una tradición obviamente de no injerencia, de imparcialidad y de respeto a los derechos humanos y va cuando es convocado por el país o cuando es parte de una misión internacional".

Y el ministro amplió: "Nuestra solidaridad con Haití es de muy larga data. Como ministro de Defensa siento orgullo que nuestras Fuerzas Armadas y en particular nuestra Fuerza Aérea puedan en pocas horas haber puesto en marcha este operativo que depende del Estado Mayor Conjunto. Queremos mostrar a Argentina como lo que es, un país solidario de paz y que ayuda a un país latinoamericano hermano en un momento muy difícil de su historia".

Por su parte, Marina Cardelli agradeció a quienes colaboraron con esta causa: "A toda la prensa y a los ministros por su acompañamiento desde el primer momento. El sábado pasado desde el instante en que nos enteramos del terremoto de 7.2 en la escala Mercali, se pusieron a disposición. Muchas gracias también por eso al Estado Mayor Conjunto y a Francisco Cafiero con quien estuvimos en contacto desde el primer día. Vamos a desplegar una misión de asistencia humanitaria en el epicentro, donde están ocurriendo los hechos".

Fuente: El Destape