Este martes el Gobierno del Frente de Todos ordenó que las empresas pequeñas y medianas tendrán un alivio fiscal ya que pasarán a pajar la tasa más baja del Impuesto a las Ganancias, del orden del 25%. La medida la tomó el Gabinete económico durante un encuentro encabezado por el Jefe de los ministros, Santiago Cafiero.

En ese encuentro se decidió reducir las alícuotas del impuesto a las Ganancias que deberán pagar las empresas, lo que beneficiará a mas del 90 por ciento de las pequeñas y medianas empresas, a partir de un acuerdo alcanzado para reformular el proyecto de ley enviado en marzo pasado al Congreso para su tratamiento. En la reunión participaron también el ministro de Economía, Martin Guzmán y el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa. 

También participaron los titulares de las comisiones de Presupuesto del Senado y de Diputados, Carlos Heller y Carlos Caserio; la senadora Anabel Fernández Sagasti, la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco, y la titular de la AFIP, Mercedes Marco del Pont.

El Gobierno había enviado un proyecto de ley para reformar el impuesto a las Ganancias de las empresas, en el que establecía que las compañías deberán pagar entre el 25 y el 35 de alícuota, pero ahora modificó el alcance para las pequeñas y medianas empresas..

"Casi el 90 por ciento de las empresas pagará 25 por ciento", señalaron las fuentes consultadas por Télam. De esta manera se modifica el proyecto original y se rehacen las escalas, aumenta la progresividad del impuesto. Fuentes parlamentarias subrayaron que sólo el 10 por ciento de las empresas que tienen ganancias pasará a pagar el 35.