En un avión privado, tal como lo hizo la conductora de TV Susana Giménez en su escapada a Punta del Este, el ex presidente Mauricio Macri viajó esta mañana a Paraguay para concretar un almuerzo con el ex presidente de ese país, Horacio Cartés.

En medio de las restricciones vigentes, el viaje de Macri generó polémica en las redes sociales, donde muchos usuarios se preguntaron si era necesario una viaje de esa envergadura cuando en la actualidad solamente los trabajadores esenciales pueden circular y las reuniones y encuentros se realizan en forma virtual.

¿Cuál será la urgencia para este encuentro de los dos ex presidentes de la derecha regional sin responsabilidades institucionales? Según informaron desde el entorno de Macri, el encuentro fue impulsado por Cartés quien comparte con Macri otro tema de interés: el fútbol.

El ex mandatario paraguayo fue presidente del Club Libertad en la misma época que Macri fue presidente de Boca, lo que se suma el cargo que la FIFA le dio a Macri en una de sus fundaciones.

Acorde a la información oficial, Macri cumplió con todos los trámites requeridos para poder salir de la Argentina en forma legal. El regreso fue programado para las 16. Una vez que pise suelo argentino, Macri deberá cumplir con los protocolos vigentes: se le tomará la fiebre y se le hará firmar una declaración jurada sobre su salud. Luego, deberá trasladarse a su domicilio del partido bonaerense de Olivos y deberá cumplir allí una cuarentena de 14 días.