Durante el primer trimestre de 2021 la inversión de capital aumentó un 14,3% respecto del promedio de 2019, el último año del macrismo. Finalmente, la "lluvia de inversiones" llegó pero tuvo que esperar a que Mauricio Macri salga de Casa Rosada. 

Según información oficial, la inversión representó el 20,2% del PBI en el primer trimestre de 2021, superior a igual período de 2019 (17,5%) y apenas por debajo del promedio de 2017 (20,7%), el mejor año de la gestión de Cambiemos en materia de inversión. Es decir, en pandemia, el rendimiento en lo que hace a las inversiones ya es similar a todo el promedio macrista. 

El dato pasó desapercibido por los grandes medios que siempre están preocupados por las inversiones "que se van del país", debido al "populismo". Sin embargo, la historia es bien diferente: no solo no se van, sino que ya están en el mismo nivel del mejor año de Macri, un presidente que supuestamente era muy bien recibido por los empresarios. Es esperable que el año que viene las inversiones crezcan todavía más. 

“En el año 2019 había recesión y hoy claramente hay una recuperación de la economía. Este año se recuperó la inversión 14 puntos por encima de 2019 sólo hasta hoy”, celebró en ese sentido Alberto Fernández, al anunciar nuevas inversiones la semana anterior. Empieza a haber luz al final del túnel.