Catorce adultos mayores que no estaban vacunados murieron por coronavirus en un geriátrico mendocino de San Rafael y se abren los interrogantes ante el desempeño del ministerio de Salud de la provincia de Mendoza. El geriátrico tenía aprobación municipal, pero no contaba con la habilitación provincial. 

El coordinador regional de la zona sur del Ministerio de Salud, Abel Freidemberg, intentó despegar al gobierno provincial por las muertes y responsabilizó a las autoridades del geriátrico por la tragedia. El funcionario alegó que las vacunas no fueron colocadas porque no tenían la aprobación de los adultos mayores o de sus familiares. 

"Los abuelos no estaban vacunados. La vacuna de covid es optativa, no obligatoria, por lo que el geriátrico tiene que tener el consentimiento de la persona o el responsable. residentes: la demora de las autoridades, según explicaron, fue porque no tenían la autorización correspondiente de los familiares ", contó.

El operativo de vacunación en los geriátricos mendocinos debería haber comenzado en febrero y el Ministerio de Salud haber exigido a los familiares la aprobación de la inmunización. Sin embargo, eso no ocurrió y los ancianos murieron.

"Cuando recibieron la aprobación de la vacunación ya habían recibido la dosis de la gripe, entonces debieron esperar 14 días, pero cuando estaban a tiempo para recibir las dosis de Covid se les presenta el primer contagio", sostuvo el funcionario. 

"Desde el vacunatorio se les recordaba de las vacunas que estaban al cuidado del vacunatorio para que pudieran colocarlas", intentó explicar Freidemberg, quien luego agregó que es responsabilidad de las autoridades del geriátricos de haber retirado las vacunas.

Freidemberg contó que iniciaron una investigación interna del geriátrico y pidió que la Justicia haga lo propio con una causa judicial. "Tomamos intervención activa el día miércoles, porque no teníamos conocimiento del número de los fallecidos entre el viernes y el miércoles", dijo. 

Además de los 14 fallecidos, el geriátrico tenía 12 ancianos más a quienes ahora le hacen un seguimiento para conocer su estado de salud. El geriátrico ubicado en el distrito sanrafaelino de Monte Comán era gestionado por el exsacerdote Fernando Yañez. 

Fuente: El Destape