La imagen positiva del presidente Alberto Fernández registra una caída de 5 puntos porcentuales positivos respecto de finales de diciembre, aunque sigue alta, en torno al 54%, con 9 puntos positivos netos. El escenario no es el peor para el Gobierno, en medio de una pandemia y del retroceso económico y social del último año. 

La encuesta fue realizada por Analogías e incluyó entrevistas telefónicas en todo el país. El dato que debería preocupar a Casa Rosada: cada mes sigue creciendo la preocupación sobre la cuestión económica, claramente el tema que más incomoda a los argentinos. 

"Las expectativas económicas se siguen deteriorando aceleradamente con énfasis desde el mes de noviembre. Sobre el sesgo de la política económica, una parte de la muestra cree que es de carácter expansivo (20%), otra que es “de ajuste” (50%) y otra no pudo caracterizarla (30%). La inflación persiste, desde octubre, como principal preocupación (26%)", resaltaron desde la consultora. 

“Es evidente que la depresión en el nivel de salarios y la visión acerca de que el Gobierno no está implementando una política de impulso de ingresos de los trabajadores y de demanda impactó en el plexo de expectativas, en las preocupaciones y en el reclamo de una recuperación del salario real. Advertimos una demanda muy fuerte en ese aspecto”, sostuvo por su parte Marina Acosta, directora de Comunicación de Analogías.