Luego de haber sido sometido a una intervención quirúrgica programada, el papa Francisco, de 84 años, “reaccionó bien” a la cirugía intestinal, según precisó el Vaticano a través de un comunicado.

El Papa fue operado con una técnica laparoscópica, no invasiva, por el profesor Sergio Alfieri, que se espera que difunda un boletín médico antes de la medianoche local, según adelantó el Vaticano. Alfieri, romano de 54 años, es cirujano jefe del hospital Gemelli, especializado en cirugía de colon, estómago y páncreas. 

El Papa apareció al mediodía en perfecto estado de salud para la oración mariana del Ángelus, cuando anunció desde la ventana de su despacho del Palacio Apostólico que del 12 al 15 de septiembre próximo viajará a Eslovaquia y Hungría. Fue tres horas más tarde, a las 15 locales, cuando fue visto llegar al hospital Gemelli, como siempre en forma muy discreta, en el simple auto azul que suele utilizar, acompañado por una comitiva diminuta: sólo su chofer y un estrecho colaborador.