Una vez informado  el sobreseimiento de Cristina Kirchner, Carlos Zannini, Héctor Timerman y otros ocho acusados ​​en la causa por el Memorándum con Irán, la dirección de Asuntos Jurídicos del Senado, Graciana Peñafort, brindó una entrevista con C5N.

Envuelta en lágrimas, la funcionaria recordó al ex canciller, y dijo: “Héctor pedía que lo que le pasó a él no le pasara a nadie más. Hay que convertir la bronca y el enojo que muchos tenemos en un esfuerzo para que cambie el Poder Judicial y que nunca más tengamos que lamentar un Héctor Timerman. Esto no tiene que volver a pasar ”.

Más adelante, Peñafort contó que vivió el fallo “con mucha emoción y alivio”, y descrito su sentimiento: “Lees la sentencia y ves que tres jueces lo analizan sin la presión de la política, y dicen que teníamos razón sobre todo lo que denunciamos en defensa de Héctor Timerman ”. De todos modos, también reconoció tener “un sabor amargo” por lo ocurrido: “No podemos ir a contarle esto a Héctor porque se murió, y se murió pidiendo justicia y que los jueces lo escucharan”.

Graciana Peñafort quebró en llanto recordando a Héctor Timerman

Peñafort lamentó cuánto “se deterioró la salud” del exministro de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto “por el sufrimiento de esta causa”. Y sentenció: “Me gustaría decir que estoy feliz, pero no puedo estar feliz porque Timerman se murió con el peso de la acusación infamante”.

Al mismo tiempo, Javier Timerman, hermano del ex canciller, agradeció las palabras de la funcionaria y marcó que "una de las cosas positivas" de todo lo ocurrido fue el encontrar "una hermana" en Peñafort. 

Por último ,  Peñafort remarcó la importancia de “pelear por una reforma judicial y por una Corte que haga lo que tenga que hacer”. Y rememoró: “Yo no me olvido que fui a pedirle a la Corte por la libertad de Héctor Timerman y me respondieron, un año después de que murió, diciéndome que no podía resolver porque estaba muerto. Esa Corte no garantiza ninguna justicia ”.