La denuncia fue presentada en agosto por Daiana siano, una empleada municipal de Mar del Plata, contra el secretario de Hacienda del distrito, Hernán Mourelle. Según el relato de la victima de 37 años que trabajaba bajo su área, durante meses Mourelle le realizó “comentarios fuera de lugar, siempre relacionados con un interés sexual”.

Siano mantenía un contacto frecuente con el secretario de Hacienda, ya que el funcionario era el encargado de “autorizar” unas bonificaciones por disponibilidad que debía cobrar la mujer.

“Ante el reclamo laboral me decía: ‘esas cosas las prometo fuera de acá o que en otro ámbito él me daba lo que quería'”, contó Siano al portal Diagonales, y afirmó que en alguna ocasión el Secretario se acercó a su oficina para “hablarme mal de mi pareja y para pedirme que esté con él de manera muy babosa”.

Sobre la complicidad del intendente Arroyo, que a pesar de las denuncias y el repudio generalizado en la comuna –incluso de ediles radicales de la alianza Cambiemos- no ha tomado cartas sobre el asunto, la mujer planteó: “El intendente sabe que es verdad y me pone triste (su postura)”, señaló.

Por parte del municipio la única medida que se tomó fue el traslado arbitrario a la Dirección de la Mujer, relevándola así de su puesto en el área de Protocolo y Ceremonial, donde se desempeñaba desde el año pasado.

“Decidí denunciar primero por mí misma y, segundo, por cualquier otra persona que puede estar pasando por lo mismo. Quería ver cuáles eran las actuaciones que se tomaban, pero ni siquiera un sumario administrativo tiene esta persona” afirmó la mujer frente a los ediles que integran la Comisión de Derechos Humanos.

“Me cuestioné mucho antes de hacer la denuncia, no porque no fuera verdad sino porque sabía que me enfrentaba a lago que nunca me había pasado antes en mi vida. Sobre todo, por la persona a la que estaba denunciando. Una persona, que trabaja en secretaria privada, me dijo que él era una persona de mucho poder”, señaló.

El relato de Siano no sólo se encuentra en el expediente de la causa iniciada en la Fiscalía nº 4, sino que ayer la mujer se presentó también ante concejales para dar testimonio y exigir que se tomen medidas contra Mourelle.