Este martes la abogada Natalia Salvo denunció al jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, y al ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, por presunta "privatización del acceso a la vacunación contra el coronavirus", cuestión que para la magistrada conforma "una estafa a la ciudadanía y al Estado nacional".

En el mismo sentido, en diálogo con PRIMEREANDO el delegado gremial del área de psicología del Hospital Alvear, Álvaro Vives, manifestó que el gobierno de Rodríguez Larreta entregó vacunas a obras sociales y clínicas privadas por fuera de lo establecido por el Gobierno Nacional, que sólo autorizó la aplicación de dosis de la vacuna contra el Covid-19 a hospitales públicos.

“Estaba establecido que el sistema de salud público iba a ser el primero en vacunarse. En cambio, el gobierno de la Ciudad derivó las dosis que recibió a obras sociales y hospitales privados”, denunció Vives. En el mismo tono alertó que, ante la escasez de dosis, “se puede armar un mercado negro de vacunas”, lanzó Vives.

En consecuencia, el delegado de la Asociación de Psicólogos del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires adelantó que desde distintos gremios de salud analizan llevar adelante una medida de fuerza. “Hemos mantenido la calma, pero los trabajadores están indignados”, señaló.

Respecto al vacunatorio que Larreta ubicó en el Estadio de River Plate y que en la web de la Ciudad aclara que es para trabajadores de Salud de la Ciudad, Vives reiteró que sólo están vacunando a personal de instituciones privadas.

Ante este escándalo, Vives relató que al comienzo de la campaña de vacunación desde el gremio realizaron una presentación colectiva ante la Defensoría Judicial de la Ciudad, a la que sumaron denuncias personales, “nos aclararon que se iba a comunicar un abogado para dar una respuesta de porque muchos profesionales no han sido vacunados todavía”.

A su vez, para el caso del Hospital Alvear donde hay alrededor de 500 trabajadores entre profesionales, personal de limpieza y administrativos, Vives detalló que sólo recibieron unas 40 dosis en 3 diferentes entregas que comandó el gobierno de Larreta. “Se ha vacunado muy poquita gente, tratando de priorizar a los que tuvieron contacto con Covid positivo”, agregó.

Por último, el delegado de psicólogos del Hospital Alvear contó que “Cuando empezó a repartirse la vacuna Sputnik-V formé parte de una comisión epidemiológica y no nos cerraban el hecho de que nos mandaran tan pocas vacunas”, comentó Vives.

“No es una cuestión de injusticia o inequidad. Es que, si no está vacunado el sistema de salud, abren escuelas pensando que están vacunando gente y esto va a empeorar”, señaló y alertó que a partir de la falta de vacunación de Larreta y Quirós “el sistema puede saturar”, concluyó.