En el marco de las negociaciones entre el gobierno argentino y el Fondo Monetario Internacional, el ministro de Economía, Martín Guzmán, solicitó a sus colegas de los países integrantes del Grupo de los 20 (G20) que respalden la posición de Argentina con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para establecer un programa sostenible.

Guzmán participó en la reunión virtual de ministros de Finanzas del G20 “La Economía global y el camino a seguir”, donde pidió el "apoyo de los países miembros a la negociación que la Argentina está llevando a cabo junto al FMI para establecer un programa sostenible", informó el Palacio de Hacienda en un comunicado.

Durante el encuentro, previo a la Cumbre de Líderes que se desarrollará este fin de semana bajo la presidencia de Arabia Saudita, el ministro agradeció “a todos los países del G20 por haber apoyado el proceso de reestructuración de la deuda argentina”.

En esa línea, destacó que “el siguiente paso para resolver nuestra crisis macro y de deuda es el programa con el FMI, que reemplazará al acuerdo stand by que Argentina y el organismo firmaron en 2018”.

“Ahora también los necesitaremos, y les pido su apoyo en este proceso”, agregó el jefe del Palacio de Hacienda y resaltó las “negociaciones y el trabajo constructivo con el FMI”, e hizo hincapié en que “para todas las partes ha habido mucha frustración y enojo con el programa anterior".

"Muchos de nosotros lo vimos como un préstamo político y afortunadamente todas las partes han estado mostrando un liderazgo muy positivo. Tanto Kristalina Georgieva como el presidente Fernández han ayudado a calmar la situación”, añadió Guzman, informó la Agencia Télam. 

El FMI concedió en el segundo semestre de 2018 al gobierno de Mauricio Macri un préstamo por US$ 57.000 millones, de los cuales desembolsó US$ 44.000 millones, debido a que el presidente Alberto Fernández, una vez electo y antes de asumir, rechazó a fines del año pasado los tramos que restaban otorgarse.

Esa deuda, US$ 44.000 millones, es la que ahora Argentina negocia con el organismo para reestructurarla a través de un nuevo programa.